martes

Reseña: La sospecha de Sofía de Paloma Sánchez-Garnica

La anodina vida de Sofía y Daniel cambia radicalmente cuando él recibe una carta anónima en la que se le dice que Sagrario, a la que venera, no es su verdadera madre y que si quiere conocer la verdad de su origen debe ir a París esa misma noche. Intrigado, pregunta a su padre por esta cuestión y él le recomienda que lo deje pasar, que no remueva el pasado. Sin embargo, hay preguntas que necesitan una respuesta y esta búsqueda desencadenará una sucesión de terribles acontecimientos y encuentros inesperados de infortunado desenlace que trastocará su vida y la de su mujer, Sofía, para siempre. Madrid, París y su mayo del 68, el muro de Berlín, la Stasi y la KGB, los servicios de contraespionaje en la España tardofranquista y tres personajes en busca de su identidad son las claves de esta fantástica novela con el inconfundible sello de Paloma Sánchez-Garnica.

¿Qué nos ha gustado? 
- Vuelves a hacerlo: una vez más, Paloma Sánchez-Garnica no nos ha decepcionado. La sospecha de Sofía es una novela rica en matices, sin errores estructurales y con una trama envolvente que te atrapa desde las primeras páginas y te conduce hasta un final completo y correcto. Una lectura muy recomendable que nos ha gustado mucho.
- Documentación asegurada: La sospecha de Sofía es una novela muy bien documentada, a la que no le faltan detalles en el contexto histórico ni en las circunstancias históricas que rodean a los personajes. Especial mención merece el detallismo con el que Sánchez-Garnica se adentra en la educación propia de los años 60, marcada por la dictadura y las imposiciones sociales, y la imagen viva y colorida que la autora ofrece de la movida del 68 en Paris.
- Maestra: la prosa de Sánchez-Garnica nos encanta. Es elegante, sencilla pero correcta, sin demasiadas descripciones (las justas para transportarnos al interior de la novela) y con un estilo muy propio que encaja perfectamente con el tipo de novela. Un sello personal que hace que la lectura sea aún más agradable.

¿Qué no nos ha gustado? 
- Peores secundarios: aunque los protagonistas de La sospecha de Sofía son maravillosos, es cierto que los secundarios no tienen tanta riqueza y caen en algunos casos incluso en los estereotipos.

0 comentarios :

Publicar un comentario