jueves

Reseña: El reinado inmortal de Morgan Rhodes

Las deidades elementales se han desatado. Cada vez más oscura e hiriente, la magia barre Mytica arrastrando a su paso pasiones, guerras y revueltas. Para no perecer, incluso los enemigos más encarnizados habrán de aliarse. Jonas sigue desafiando a su destino; pero las consecuencias de tomar su futuro entre las manos pueden costarle más de lo que sospecha. Lucía sabe que su hija está predestinada a grandes cosas. Para protegerla hará cualquier cosa, incluso oponerse al brutal poder de Kyan. Cleo y Magnus deben tomar una decisión: el sentimiento irrefrenable que los une, ¿es amor o es odio? Para todos ellos, ha llegado la hora de la verdad. Los reinos ya han caído; solo queda sobrevivir entre sus ruinas.

¿Qué nos ha gustado? 
- Misma línea: si algo no ha cambiado Morgan Rhodes en El reinado inmortal es el ritmo. Al igual que las novelas anteriores, la historia se desenvuelve sin pausas, con una sucesión frenética de acontecimientos y muchísima acción que nos hará meternos por completo en la trama. En este sentido, la autora ha cumplido con nuestras expectativas.
- Épico: las escenas de batallas y enfrentamientos siempre han sido uno de los fuertes de esta saga pero en El reinado inmortal esta fortaleza se aprecia, si cabe, aún más. Rhodes ha puesto toda la carne en el asador y nos regala escenas épicas, reales y descarnadas, en las que confluyen todos los personajes de una manera perfecta.
- Buen cierre: como cierre de saga, El reinado inmortal es una novela notable. Bien escrita (como estamos ya acostumbrados con Rhodes), una trama coherente que une todas las piezas sin fisuras y unos personajes cada vez más complejos de los que nos ha costado mucho despedirnos.

¿Qué no nos ha gustado? 
- No te precipites: el principal fallo de El reinado inmortal es la conclusión, muy precipitada y superficial, que desluce el final de una saga que, desde le primer libro, nos ha mantenido enganchados.

0 comentarios :

Publicar un comentario