martes

Reseña: El misterio de la gruta amarilla de Carlos Bassas

El viejo maestro Miyamoto, Investigador de Asuntos Especiales del clan Date, prepara su viaje a Edo en compañía de Aki, su recién nombrado Ayudante Oficial, y de Ichiro, su nuevo vasallo, para impartir lecciones de esgrima al shōgun. Una vez allí, el señor Yagyū, el jefe del servicio secreto de espionaje del régimen, le pide que investigue la misteriosa desaparición de Kido Hanshichi, el cazador de yōkai de los Tokugawa. Tras sus primeras averiguaciones, Miyamoto y Aki constatan que, además de Hanshichi, otros diez campesinos, entre los que figura un niño, llevan algún tiempo ausentes… ¿Acaso alguien o algo los está cazando? Para resolver el misterio cuentan con una única pista: un extraño mapa en el que el Investigador del shōgun ha señalado un punto oculto en las montañas cercanas: «La gruta amarilla».

¿Qué nos ha gustado?
- Sin perderse: uno de los detalles que más hemos disfrutado de El misterio de la gruta amarilla es la facilidad con la que el autor nos hace ver y sentir los paisajes y escenarios de la novela sin necesidad de recurrir a interminables párrafos descriptivos. La buena elección de las palabras y la capacidad evocadora de las mismas hacen que esto sea posible.
- Levanta tu espada, samurái: como buena novela de guerreros, Carlos Bassas concede una gran importancia a la acción bélica en El misterio de la gruta amarilla. Nos encontraremos con escenas de batallas y enfrentamientos de katanas que lejos de resultar plomizas enriquecen el libro y le aportan un creciente dinamismo.
- Aventuras sin descanso: al igual que ocurrió con Aki y el misterio de los cerezosEl misterio de la gruta amarilla es una novela muy entretenida, que reconstruye con todo lujo de detalles el exotismo nipón sin sacrificar a cambio la agilidad narrativa y el interés del lector. Una novela altamente recomendable para los amantes del país del sol naciente.

¿Qué no nos ha gustado? 
- Personajes en segundo plano: como dato negativo mencionar la unidimensionalidad de ciertos personajes. Y es que aunque la personalidad del protagonista está muy bien definida, la de algunos de sus compañeros no es tan perfecta y peca en algunos casos de estereotipadas.

0 comentarios :

Publicar un comentario