viernes

Reseña: Las pruebas de James Dashner

El laberinto era sólo el principio Resolver el laberinto se suponía que era el final. No más pruebas, no más huidas. Thomas creía que salir significaba que todos recobrarían sus vidas, pero ninguno sabía a qué clase de vida estaban volviendo. Árida y carbonizada, gran parte de la tierra es un territorio inservible. El sol abrasa, los gobiernos han caído y una misteriosa enfermedad se ha ido apoderando poco a poco de la gente. Sus causas son desconocidas; su resultado, la locura. En un lugar infestado de miseria y ruina, y por donde la gente ha enloquecido y deambula en busca de víctimas, Thomas conoce a una chica, Brenda, que asegura haber contraído la enfermedad y estar a punto de sucumbir a sus efectos.

¿Qué nos ha gustado?
- Sin límite: Las pruebas es un libro aún más dinámico que El corredor del laberinto. La trama está plagada de escenas de acción y terror al estilo apocalíptico que superan incluso la atmósfera de tensión que tanto disfrutamos en el primer libro.
- En un suspiro: la corta extensión de los capítulos y el suspense creciente del argumento hace que la atención del lector se mantenga en alza. El libro no nos dará tregua y una vez que nos embarquemos en la lectura será muy complicado dejarla.
- Más interiorismo: en Las pruebas James Dashner captura mejor que en El corredor del laberinto la confusión, la rabia, el miedo de Thomas mientras se enfrenta al mundo extraño que se extiende más allá del laberinto. Esto hace que el protagonista gane en riqueza y que su personalidad quede mejor definida que en el libro anterior.

¿Qué no nos ha gustado? 
- Falta de detalles: aunque en Las pruebas los personajes han dejado atrás el laberinto y están ya en el mundo real, Dashner no ofrece demasiadas explicaciones sobre el entorno o sobre las misteriosas motivaciones que mueven a la organizacion CRUEL. Esto deja muchísimos interrogantes en el lector incluso terminado el libro.

0 comentarios :

Publicar un comentario