jueves

Reseña: Encrucijada a medianoche Charlaine Harris

Bienvenidos a Midnight, un pequeño pueblo en torno a un cruce de caminos, en una desolada área del oeste de Texas, un lugar apartado del mundo donde la acción transcurre alrededor de una encrucijada de norte a sur y de este a oeste. Hacia el sur, empieza el desierto. En la esquina noroeste, hay una estación de servicio regentada por un hombre y su hija. En la esquina noreste, una casa de empeños propiedad de un treintañero que ha sido abandonado por su última novia.

¿Qué nos ha gustado? 
- Igual pero diferente: Encrucijada a medianoche está concebida para ser una mezcla de las dos grandes series de Charlaine Harris. El suspense de Aurora Roe. La fantasía sobrenatural de True Blood. La premisa está bien y la idea original puede dar mucho juego en libros posteriores, a pesar de que el primero de esta nueva saga decepciona más que convence.

¿Qué no nos ha gustado? 
- Sin brillo: lo que menos nos ha gustado de Encrucijada a medianoche han sido los personajes. Todo el humor y la chispa que tenían las figuras de Harris en las sagas anteriores ha desaparecido en la actual. El lector no llega a sintonizar con ninguno de ellos y eso hace que la trama pierda lustre.
- Demasiado protegidos: otro de los detalles que empaña la trama de Encrucijada a medianoche es el suspense mal llevado que impera en el libro. Harris se esfuerza porque el argumento mantenga el misterio pero protege las incógnitas durante tanto tiempo que, al final, el lector se aburre de tanta incertidumbre.
- Sin estilo: la prosa de Harris en Encrucijada a medianoche está irreconocible. Diálogos insulsos, descripciones vanas y una narrativa torpe conforman el panorama estilístico de este libro.

0 comentarios :

Publicar un comentario