miércoles

Reseña: La buena lluvia sabe cuándo caer de Anchee Min

Una joven consigue escapar de la China comunista de Mao con la ilusión de iniciar una nueva vida y cumplir el sueño de ser libre. En su China natal la consideraban una mujer sin futuro, una «semilla seca». La única opción de Anchee era la huida: dejar atrás aquel régimen totalitario y empezar de nuevo en un país donde existiera la libertad. Pero la tierra prometida tampoco se revela como un lugar fácil, sobre todo al principio, cuando la soledad se alía con la pobreza. Una ciudad desconocida y no siempre acogedora, trabajos precarios, marginación social y desalmados dispuestos a aprovecharse. Esta es la realidad que parece empeñarse en acompañar a la muchacha en su país adoptivo.

¿Qué nos ha gustado? 
- Mas allá de la historia: La buena lluvia sabe cuándo caer es una novela a medio camino entre lo histórico y lo biográfico que traslada al lector a una de las épocas más duras de China. Pero mas allá de los datos personales, Anchee Min hace una labor excelente en cuanto a la contextualizacion histórica. El retrato de la época y de las convulsiones socio-políticas desde dentro del partido comunista primero y después desde el extrarradio, superan en muchos casos la propia vida de la autora y protagonista.
- No dejes de reír y llorarLa buena lluvia sabe cuándo caer es un canto a la humanidad, que ahonda en dramas sociales, convulsiones y conflictos internos del ser humano utilizado como excusa un momento histórico concreto. Aquellos que busquen un drama novelado de lágrimas y sonrisas, La buena lluvia sabe cuándo caer es una magnifica opción.
- Estilo propio: la narrativa de Min siempre nos ha parecido muy particular. Una prosa directa y descarnada en muchas ocasiones que evitaba el lirismo y los circunloquios. En este caso, el estilo de la autora casa a la perfección con la esencia de la novela pues a la crudeza de los acontecimientos se une el brillo de la narrativa de Min.

¿Qué nos ha gustado? 
- Por los pelos: algunos detalles de la vida de Min no aparecen explicados en detalle en La buena lluvia sabe cuándo caer. La autora pasa por ellos de puntillas y en algunos casos se echa en falta algo más de profundidad en este sentido.

1 comentarios :

Yo sólo fui capaz de llegar hasta la página 212, tantos sucesos malos, pasando de uno al otro como capítulos compartimentados me hizo abandonar la novela. El título prometía algo más de belleza, aunque fuera un poquito. Mala poesía.

Publicar un comentario