lunes

Reseña: El coleccionista de libros de Charlie Lovett

Tras la muerte de su esposa Amanda, Peter Byerly, coleccionista y vendedor de libros antiguos, deja Estados Unidos y se retira del mundo. Nueve meses más tarde, Peter, instalado ya en una casita de la campiña inglesa, se atreve por fin a entrar de nuevo en una librería de viejo. Mientras hojea un manual del siglo XVIII sobre falsificaciones de escritores clásicos, encuentra entre las páginas del libro una acuarela victoriana que representa a una mujer idéntica a Amanda.

¿Qué nos ha gustado? 
- Una trama envolvente: Charlie Lovett nos ofrece en El coleccionista de libros un argumento que tiene de todo. Pinceladas de cada género, en su justa medida para enganchar a todo tipo de lectores. De más está decir que esta mezcolanda surte su efecto gracias, sobre todo, a la buena combinación de elementos y líneas argumentales que hace el autor.
- Hasta la madrugadaEl coleccionista de libros es una novela que no te dejará dormir hasta que la termines. Engancha y mucho asi que si quieres leer algo que te atrape desde el principio, ésta es una muy buena opción.
- El mundo del libro: para todo aquel que esté enamorado de los libros, las librerías viejas y las bibliotecas, El coleccionista de libros será una lectura que le encantará. No solo los escenarios y la temática misma están imbuidas de este universo sino que muchos detalles de la novela nos muestran secreto menos conocidos. Las descripciones sobre cómo se restauran los libros, por ejemplo, son precisas y completas y se nota la labor de documentación y experiencia con la que el autor nos deleita.

¿Qué no nos ha gustado? 
- Coincidencias: a veces da la impresión de que los giros que Lovett imprime a los acontecimientos son demasiado perfectos. Casualidades que no pueden ser más afortunadas. Esto desdibuja un poco la credibilidad del argumento que peca en ciertos puntos de soluciones rápidas y forzadas.

0 comentarios :

Publicar un comentario