martes

Reseña: Estaba en el aire de Sergio Vila-Sanjuán

Una mujer de la alta sociedad, muy bella y muy desgraciada. Un publicitario embarcado en un programa radiofónico que busca a personas desaparecidas. Un magnate con buenos contactos políticos dispuesto a consolidar su imperio. Un joven del Norte que rastrea sus orígenes. En la Barcelona de 1960, las trayectorias de todos ellos se cruzan iluminando ambientes contrapuestos. Estaba en el aire es una historia de sentimientos y búsqueda personal, de periodismo e intrigas empresariales, que transcurre en un momento histórico poco abordado por la narrativa actual. Un momento en el que España empezaba a salir de la negrura de postguerra para convertirse en una sociedad de consumo, animada por promociones televisivas y elegantes fi estas veraniegas a la luz de la luna, como las que frecuentan los protagonistas de esta novela.

¿Qué nos ha gustado?
- La decadencia de la clase alta: en Estaba en el aire, Sergio Vila-Sanjuán acerca al lector el mundo decadente de la aristocracia catalana, afanada en sobrevivir en las viejas costumbres a pesar de los visibles cambios que se desdibujan en el horizonte de la Barcelona de los años de la posguerra. Utilizando este retrato como base, el autor entreteje, además, unas pinceladas de suspense al más puro estilo detectivesco y una ácida crítica social, que aportan a la visión aristocrática del momento un efecto más profundo y entretenido.
- El corazón de Barcelona: Estaba en el aire es un bellísimo paseo por la Barcelona de posguerra, por sus lugares más emblemáticos y sus rincones menos conocidos. Vila-Sanjuán nos presenta un escenario inmejorable que nos traslada en el tiempo y nos hace vivir en un entorno que conserva el glamour de épocas pasadas y el espíritu del momento, conseguido gracias a las acertadas descripciones del autor.
- Humanidad: en Estaba en el aire se entretejen las vidas de una serie de personajes muy diferentes. Desde un prometedor publicista, pasando por un joven empeñado en encontrar a su familia hasta una bella mujer con demasiado sufrimiento a sus espaldas. Pero, a pesar de lo diferentes que son todos ellos, Vila-Sanjuán les dota de una humanidad tan profunda, de una naturalidad tan clara, que hace que el lector vea sus vidas con la misma nitidez que si fueran de carne y hueso.
- Para una tarde: Estaba en el aire es una novela muy rápida que, con menos de 300 páginas, se lee en poco más de unas horas. La fluidez de la prosa de Vila-Sanjuán unida al estilo fresco y desenvuelto con el que el autor adereza su narrativa, carente de grandes florituras, no hacen sino reforzar esto y dotar a la novela de un carácter dinámico y asequible para todo tipo de público.

¿Qué no nos ha gustado?
- Enseñando: a veces, resultan un tanto extensas las referencias históricas que hace Vila-Sanjuán de ciertos aspectos del entorno. Parece que el autor, en su afán por mostrarnos el contexto en el que se desenvuelven los personajes, prioriza de forma excesiva los datos históricos frente a la narración.

Artículos relacionados
Llegaré hasta ti de Tara Hyland
Esplendor de Anna Godbersen
El coraje de la señorita Redfield de Ana Redfield
Victus de Albert Sánchez Piñol

0 comentarios :

Publicar un comentario