sábado

Reseña: El imperio de Alejandro

¿Qué nos ha gustado?
- El breve, aunque riguroso, repaso a la vida de Filipo con el que se inicia El imperio de Alejandro es un trampolín perfecto para entender toda la obra en su conjunto. Su incorporación supone un marco muy propicio y su presencia se agradece como factor contextualizador de la vida de Alejandro.
- El imperio de Alejandro recupera toda la vida de Alejandro Magno, desde su nacimiento hasta su muerte. A través de una sola obra, el lector se adentrará en la trayectoria de este genio militar y conocerá todos los detalles de su existencia, tanto aquellos que partieron del campo de batalla como los más personales.
- Un detalle heredado sobre todo de la obra anterior, El declive de Atenas, y que vuelve a agradecerse en El imperio de Alejandro es la incorporación de mapas y gráficos sobre las principales batallas en las que participó Alejandro. Su presencia ayuda a entender la evolución de los conflictos y sobre todo permite al lector entender el genio militar que se escondía en esta figura.
- La inclusión de varias cronologías en las que se desglosa por años la trayectoria de conquistas de Alejandro es un complemento muy bueno para entender su progresión militar. Ayudan, sobre todo, a apreciar mejor el ritmo de batallas a las que se vieron sometidas las tropas macedonias antes de llegar a Asia.
- Para entender mejor la configuración del ejército, El imperio de Alejandro cuenta con varios dossieres en los que se analiza la estructura militar de las tropas de Alejandro, su equipamiento, las técnicas de asedio, etc.
- Uno de los detalles que más se agradece en El imperio de Alejandro es que no solo se centra en Alejandro sino que también se hacen referencias constantes a los generales y amigos que acompañaron al rey macedonio en su empresa. Roxana, su caballo Bucéfalo y, sobre todo, Hefestión tienen una cabida concreta en la obra y las pinceladas sobre su vida completan la historia de Alejandro desde distintas perspectivas.
- Aunque la obra está dedicada a Alejandro Magno también se agradece la inclusión de un último capítulo sobre su legado, la desmembración de su imperio y sus herederos. Esto hace que el lector perciba la repercusión de su labor tanto en vida como tras su muerte.

0 comentarios :

Publicar un comentario