domingo

Reseña: El viento por la cerradura de Stephen King

Palabras del autor: «Cuando me dedicaba a revisar el manuscrito de 22/11/63, empecé a pensar y soñar de nuevo con el Mundo Medio. Ya había contado toda la historia principal de Roland y su ka-tet, pero me di cuenta que existía un vacío en la narración: ¿Qué les pasó a Roland, a Jake, a Eddie, a Susannah y a Acho, el bilibramo entre su salida de la Ciudad Esmeralda (al final de Mago y cristal) y el momento que reanudamos la narración cuando están ya en las afuera del Calla Bryn Sturgis (al principio de Lobos del Calla)?.» El resultado es esta nueva, maravillosa y totalmente inesperada entrega de La Torre Oscura que tiene su lugar entre los tomos IV y V. Stephen King lo nombra el tomo 4.5. El libro contiene tres relatos encajados el uno dentro del otro como si fueran muñecas rusas. Uno es un relato de Roland adulto con su ka-tet, otro es una aventura del joven Roland y el último es el cuento encantado de Eld y una peligrosa búsqueda de parte de Tim Stoutheart, el hijo del leñador. Estos relatos se entrelazan a la perfección. En esta apasionante historia, el autor nos descubre acontecimientos sorprendentes de la vida de Roland y de su malaventurada madre, Gabrielle Deschain, y así llegamos al final profundo y agridulce de nuestra historia.


¿Qué nos ha gustado?
- Añadimos, no cambiamos: la trama de El viento por la cerradura no modifica nada del argumento base de la saga de La torre oscura sino que completa algunas de las lagunas previas y explica con más profundidad ciertos acontecimientos que no quedaron bien expuestos en los anteriores libros. Sirve, pro tanto, más como un puente literario entre las diferentes novelas –especialmente, entre la cuarta y quinta novela– que como una obra autónoma.
- Viajando al pasado: uno de los detalles que más se echaban en falta en la saga de La torre oscura era el pasado de Roland. El lector seguía sin saber realmente cuál era el trasfondo y la juventud de este carismático personaje aunque sí conociéramos a fondo su presente como pistolero. El viento por la cerradura constituye, sin duda, una solución muy solvente a esta falta de información puesto que Stephen King aprovecha la trama de la novela para adentrar al lector en los años de infancia y adolescencia de Roland, mostrando la pieza que más se echaba en falta en el puzzle final de la saga.
- Una joya oculta: King introduce en El viento por la cerradura una línea argumental paralela a la historia central de Roland conducida por Tim Southeart que es, en sí misma, de lo mejor que tiene el libro. Aunque poco o nada tenga que ver con el núcleo central de la saga, este micro-relato –que combina características del género épico y fantástico a partes iguales– constituye un pequeño regalo de King a sus incondicionales que llega a eclipsar en ciertos capítulos la trama principal gracias a la profundidad psicológica con la que cuenta y los distintos elementos de la saga con los que juega.
 - Siguiendo el estilo de King: la prosa de El viento por la cerradura mantiene la sencillez y el dinamismo que ya apreciamos en sus predecesoras puesto que conserva con tino lo mejor del estilo King y no pierde, en ningún momento, la cohesión narrativa, como ocurría en alguna de las obras precedentes del autor norteamericano. Además, acostumbrados después de tantos libros a las dificultades que supone el lenguaje inventado del autor para la saga de La torre oscura, la lectura se vuelve más amena en esta secuela de lo que fue en El pistolero, por ejemplo.

¿Qué no nos ha gustado?
- Caminando sobre seguro: una de las desventajas con las que cuenta El viento por la cerradura es la falta de intriga con la que cuenta la trama. Efectivamente, el argumento carece de ese misterio necesario para atrapar al público y no soltarle y de la sensación de peligro que se extrae del destino incierto de los personajes puesto que, al limitarse a cubrir lagunas argumentales y no aportar nada realmente nuevo, el lector ya sabe cuál será la suerte de los protagonistas pase lo que pase en El viento por la cerradura. 

Artículos relacionados
La misión embajador de Trudi Canavan
Los héroes de Joe Abercrombie
Aleación de ley de Brandon Sanderson
El camino de las sombras de Brent Weeks

2 comentarios :

¿Puedo leer este libro sin haber leido toda la saga? O por lo menos los libros IV y V. Claro, sin que leerlo arruine la historia en si de la torre oscura.

Este comentario ha sido eliminado por el autor.

Publicar un comentario