viernes

Reseña: El Atlético invisible de Terry Pratchett

Ante el espectro de drásticos recortes que amenazan con perjudicar a su sosegado y agradable modo de vida, los magos de la Universidad Invisible de Ankh-Morpork se ven obligados a ceder a la voluntad de Vetinari, el tirano benévolo de la ciudad, y reanudar con la tradición futbolera de su venerable institución. Pero cuidado... No solo tendrán que aprender a dominar las impenetrables técnicas del balompié, formar un equipo en condiciones e incluso ganar un partido, sino que también tendrán que hacer todo eso sin recurrir a la magia. Afortunadamente, cuentan con la ayuda de cuatro trabajadores de la Universidad: Trev, un simpático gamberro que lleva el fútbol en la sangre; Juliet, una hermosísima chica algo pánfila, pero de buen corazón, cuyo debut como modelo revolucionará el mundo de la moda; Glenda, la imprescindible cocinera de noche; y el hacendoso señor Nutt, cuyos orígenes son un misterio para todos, incluso para él mismo.

¿Qué nos ha gustado?
- De nuevo, actualidad: Terry Pratchett nos tiene acostumbrados a insertar en la saga Mundodisco todo tipo de temáticas, desde el periodismo hasta la creación de una película pasando por el mundo financiero. En El Atlético invisible nos acerca el entorno deportivo, la moda y la discriminación racial, con una visión cargada de humor que nos hará disfrutar del deporte rey desde otra perspectiva.
- Regreso a los orígenes: aunque la serie de Mundodisco perdió, sobre todo en las últimas novelas publicadas, un tanto la magia que tenía en sus inicios, con El Atlético invisible, Pratchett ha sabido reinventarse para recuperar todo el brillo de antaño, los muchos aciertos que nos cautivaron en El color de la magia o en Mort.
- Sin engaños: aunque Pratchett utiliza el fútbol como trasfondo de los acontecimientos, el deporte rey es solo la base sobre la que se sustenta la trama. Si se está buscando una novela que profundice en este deporte más allá de los meros conocimientos bases, El Atlético invisible no es la más indicada. Aún así, resultan interesantes los guiños que el autor va introduciendo a lo largo de la trama sobre el fútbol inglés, como los títulos de algunos de los capítulos que hacen referencia directa al Mundial que ganó Inglaterra en 1966.
- Una trama con muchos hilos: el argumento de El Atlético invisible es una mezcla muy bien ensamblada de diferentes temáticas que juegan con el amor, la crítica social y, sobre todo, con el humor hasta conformar una historia divertida, amena y muy muy entretenida.
- Romeo y Julieta en versión fútbol: unos de los personajes más divertidos de El Atlético invisible son, sin duda, Trev y Juliet, una versión actualizada de Romeo y Julieta cuyas familias son, en realidad, dos clanes de fútbol enfrentados, que nos harán pasar un rato divertido, sobre todo con sus diálogos. Tampoco quedan lejos Glenda y los enanos de la moda que nos harán reír en  más de una ocasión con sus ocurrentes chistes.

¿Qué no nos ha gustado?
- También hay personajes insulsos: no todo pueden ser protagonistas divertidos e ingeniosos. La presencia de Nutt acaba por ensombrecer el brillante elenco de El Atlético invisible. Sus gracias no terminan de tener sentido y su presencia resulta del todo precindible.
- ¿Ya está?: el apresurado final hace que terminemos la novela con la sensación de que a Pratchett se le ha olvidado introducir algún que otro capítulo adicional al final.

Artículos relacionados
Los ríos de Londres de Ben Aaronovitch
Pathfinder de Orson Scott Card
Numbers de Rachel Ward
Aguas oscuras de Claudia Gray

0 comentarios :

Publicar un comentario