martes

El Legado

El LegadoCuarto y último. La saga protagonizada por Eragon y su dragona Saphira llega a su fin tras ocho años entre los libros juveniles más vendidos. El Legado culmina una historia cargada de amor, aprendizaje, lucha y amistad y que viene a cerrar la serie que dio conocer a Christopher Paolini, uno de los autores más cotizados actualmente en el mundillo literario. Un final a lo grande que no decepciona y que supone un adiós a unos personajes y a una trama que han mantenido enganchados a miles de lectores.

Casi una década ha pasado desde que un, por aquel entonces desconocido, Christopher Paolini creara un universo literario imaginativo y diferente que supo sintetizar lo mejor de la novela épica con un toque de fantasía. Las aventuras de Eragon en su particular lucha contra la tiranía que asola el mundo de Alagaësia supusieron una continuación del boom editorial que inició el archifamoso Harry Potter allá por el año 1997 pero la magia de su trama acabó por desmarcar la novela muy pronto de su predecesor, hasta crearse un hueco propio dentro de las estanterías de los lectores más jóvenes. Su éxito aplastante llevó a su autor a ampliar la serie de los tres libros previstos a cuatro, dejando en El Legado toda la culminación de la saga.

Necesidad creativa u oportunismo editorial, lo cierto es que este libro final mantiene el listón de calidad literaria y buena construcción narrativa tan alto como sus novelas precedentes, con un argumento que continúa el mismo estilo rápido, cargado de acontecimientos y giros imprevistos.

Batallas ganadas pero también heridas irreparables han acabado por inclinar ligeramente la balanza del mundo de Alagaësia a favor de Eragon y los suyos. Sin embargo, el enfrentamiento con Galbatorix está todavía por ocurrir y el destino de las tres razas quedará de nuevo en manos del protagonista de la saga y de su dragona. Encuentros inesperados, sacrificios y alegrías marcarán este final tan esperado por los seguidores de la serie, que esconde, además, alguna que otra sorpresa inesperada.

El Legado es la obra más contundente y perfecta de toda la saga. Paolini utiliza recursos argumentales que consiguen despertar la desesperación del lector y sus propios deseos de ayudar a unos protagonistas que se esfuerzan por cambiar el destino de un mundo que parece condenado. La habilidad con la que este joven autor juega con los últimos sucesos de la saga supone asimismo un acierto desde el punto de vista argumental puesto que la novela consigue cerrar todas las lagunas abiertas y concluir la saga con un final convincente y alejado por completo de las tan manidas soluciones deus ex maquina.

La construcción los personajes retoma la evolución paulatina que ya fuimos viendo en Brisingr para dar los últimos retoques constructivos a unos personajes que han ido cambiando a lo largo de la historia hasta volverse complejos y profundos y que en El Legado aparecen perfectamente resueltos, alejados de sus estereotipados perfiles iniciales. Paolini aprovecha esta última novela para terminar su particular retrato del elenco de figuras de la saga hasta convertirlos, más que en personajes literarios, en compañeros de lectura de los que cuesta separarse en las últimas páginas.

El Legado es, después de la tan aclamada Eragon, la mejor novela de la saga con diferencia. Dramática y sin los prejuicios que presentaban algunas de las obras anteriores, aporta un cierre culminante a esta serie irrepetible. Un broche de oro para esta saga que ha marcado un antes y un después en el universo literario de la fantasía épica juvenil.

1 comentarios :

Me gusta mucho leer novelas, aunque soy más fanática de las novelas históricas, pero sin duda ha de ser un libro digno de leer.

Publicar un comentario